Ellos quieren demostrar que se puede ser fiel a su religión y aún así ser homosexual

Jahed Choudhury y Sean Rogan protagonizaron en Walsall, Reino Unido, la que podría ser la primera boda homosexual de un país en donde uno de los cónyuges es musulmán.

Si bien la ceremonia solo se llevó a cabo de manera civil, los esposos no se desprendieron de los atuendos tradicionales bangladesíes, pues es una forma, según dijeron, de mostrar al mundo que se puede ser gay y musulmán, según dijo a Express and Star, Choudhury, de origen bangladeshí.

 Este chico había vivido aislado de su familia, y se sentía como la oveja negra debido a su origen homosexual, fue rechazado por sus compañeros y soportaba ataques de otros musulmanes, además la entrada a su mezquita fue prohibida por su orientación.

 Este hombre fue uno de los que tuvo que acudir a terapia de deshomosexualización en Arabia Saudí y Bangladesh para cambiar sus preferencias, incluso quiso suicidarse, ahí tocó fondo. Unos meses después conoció a Rogan y el año pasado le propuso matrimonio. “Quiero decir a todas las personas que han pasado por esto que está bien. Vamos a mostrar al mundo entero que puedes ser gay y musulmán".

 Si bien en dicha religión no se registran los matrimonios no hay una posibilidad concreta de saber si este es el primer matrimonio gay, pero hay gran probabilidad de que sí lo sea.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

SAN JOSÉ.- Cerca de quince millones de personas se quedaron a oscuras en Costa Rica , Panamá , El Salvador, Honduras y Nicaragua por un apagón provocado por la caída de una línea de transmisión panameña que repercutió en la interconexión eléctrica centroamericana, informaron las autoridades.

El corte, que fue total en Costa Rica y parcial en los demás países, ocurrió ayer por la tarde y tuvo distintas duraciones. En promedio, en Panamá, Costa Rica y Nicaragua estuvieron cuatro horas sin luz. Asimismo, aunque por menos tiempo, fueron perjudicadas zonas en El Salvador y Honduras, de acuerdo con lo publicado por el diario El País.

El presidente del estatal Instituto Costarricense de Electricidad (ICE), Carlos Obregón, explicó que la caída en la línea de transmisión dejó a Panamá sin 500 megavatios de electricidad, equivalente a 40% de su demanda eléctrica, lo que provocó un desequilibrio en la red centroamericana y dejó a toda Costa Rica sin energía.En Panamá, el apagón se dio en momentos en que el presidente Juan Carlos Varela defendía su gestión en cadena nacional, con motivo del inicio del cuarto año de su mandato. La empresa estatal de distribución eléctrica panameña, Etesa, manifestó a través de un comunicado que el apagón se debió a "fallos en la línea de transmisión".

 

Caos por la falta de luz

La capital costarricense vivió escenas de caos vial cuando se apagaron los semáforos, mientras que el principal aeropuerto internacional pasó a operar con baterías para seguir funcionando, aunque más lento de lo normal, según el ministro de Obras Públicas y Transporte, German Valverde.

El restablecimiento del servicio eléctrico normalizó la operación del aeropuerto y los semáforos.

El presidente Luis Guillermo Solís llamó a la población a mantener la calma y aseguró que "el país está tranquilo, la institucionalidad está funcionando y trabaja para restablecer la normalidad".

Se trata del primer apagón nacional que vive Costa Rica desde 2001.

El presidente del ICE, Obregón, negó que la caída en el servicio eléctrico se deba a una falta en el abastecimiento, y aseguró que por estar en la época lluviosa, cuando los embalses hidroeléctricos están llenos, el país tiene suficiente energía para exportar a sus vecinos, mediante la interconexión centroamericana.

Los países de esta región, desde Guatemala hasta Panamá, están conectados en una línea única de 1.820 kilómetros de extensión.

Tras el restablecimiento de la energía, Solís participó en la inauguración de los Juegos Deportivos Nacionales, que se efectuó sin atrasos en la capital.

Esta semana, un incendio en una subestación del ICE al sur de la capital dejó temporalmente sin electricidad a unos 100.000 usuarios residenciales y comerciales.

Agencia AFP

 

 

 

 

 

Podrá ser habitada por 30 mil personas, estará cubierta totalmente de árboles y usará energía geotérmica y solar

China cuenta con una de las ciudades más contaminadas del mundo: Beijing. Sin embargo, ahora quiere tratar de colaborar de manera más activa en la lucha contra la contaminación y es por eso que anunció la construcción de la primera Ciudad-Bosque en el planeta.

Esta urbe verde se construirá al norte de la ciudad original Liuzhou, en la provincia montañosa de Guangxi. Contará con cerca de un millón de plantas de más de 100 especiales y 40 mil árboles que absorberán casi 10 mil toneladas de CO2 y producirán unas 900 toneladas de oxígeno.

 El proyecto “Liuzhou Forest City”, a cargo el arquitecto italiano Stefano Boeri, podrá albergar a 30 mil personas. Además la ciudad será autosuficiente desde el punto de vista energético, ya que usará energía geotérmica para la climatización del interior y paneles solares en los techos.

En sus 175 hectáreas, la población contará con dos escuelas, un hospital, áreas residenciales y espacios recreativos. Por sus calles únicamente podrán circular coches eléctricos y se conectará a la ciudad de Liuzhou por una línea de tren de alta velocidad.

 Además, las plantas no sólo se colocarán en las calles, parques y jardines, sino también en las fachadas, balcones y terrazas de las casas para mejorar la calidad del aire, reducir la temperatura media, generar una barrera para el ruido y aumentar la diversidad de las especies vivas, a través de la creación de espacios vitales para aves e insectos que habitan en la zona.

 Se espera que el proyecto concluya en el año 2020 y que sea inspiración para que las ciudades-bosques se repliquen por todo el país y el mundo.

 ¿Crees que un proyecto así ayude a combatir la contaminación?

 

 

 

 

 

 

El Papa Francisco se enteró con “pesar” de los cargos y concedió la excedencia a Pell para que se defienda, señaló el portavoz del Vaticano, Greg Burke. Las reformas financieras en la Santa Sede seguirán en su ausencia, agregó.

 El Cardenal George Pell anunció este jueves que abandonará temporalmente su cargo como responsable de las finanzas del Vaticano después de que la Policía australiana lo acusó de múltiples cargos de supuestos abusos sexuales “históricos”.

Pell compareció ante reporteros este jueves para negar las acusaciones, denunciando lo que calificó de “difamación incesante” en los medios y dijo que regresará a Australia para confrontar los cargos.

El Papa Francisco se enteró con “pesar” de los cargos y concedió la excedencia a Pell para que se defienda, señaló el portavoz del Vaticano, Greg Burke. Las reformas financieras en la Santa Sede seguirán en su ausencia, agregó.

Pell fue citado para comparecer en la corte estatal de Victoria, en Australia, el próximo mes.

Pell nació en la ciudad de Ballarat el 8 de junio de 1941 en el seno del matrimonio formado por George Arthur, un ex campeón de boxeo de fe anglicana, y Margaret Lillian, una devota católica, y tiene dos hermanos: Margaret y David.

El Cardenal estudió en los centros católicos Loreto Convent y St Patrick en Ballarat, donde destacó como deportista y hasta jugó durante una época con el club Richmond Football en la Liga de Fútbol Australiano.

Sin embargo, Pell se decantó por su vocación religiosa e ingresó en el seminario Corpus Christi, en el estado de Victoria, en 1960 y tres años más tarde se marchó a Roma a continuar sus estudios. En la década de 1970 y 1980 ejerció como sacerdote y educador en distintas parroquias y centros católicos australianos, incluido en su natal Ballarat.

El Cardenal fue el primer dirigente católico en abordar los abusos sexuales a menores en el seno de la Iglesia australiana, con la puesta en marcha en 1996 de un programa de compensaciones económicas, aunque recibió críticas por no dar suficiente apoyo a las víctimas.

 

 

 

 

 

 

 

El Gobierno de Corea del Norte ha presentado un nuevo modelo de 'smartphone' que ha sido desarrollado íntegramente en el país gobernado por Kim Jong-Un. Bajo el nombre de Jindallae 3, que evoca a una especie de azalea presente en la república asiática, este terminal sorprende por sus grandes similitudes con otros móviles occidentales, especialmente iPhone.

A través de la estatalizada agencia de noticias DPRK Today, el Gobierno norcoreano ha difundido imágenes del nuevo 'smartphone' del país. El dispositivo ha sido producido por la Corporación de Tecnología de la Información de Mangyogdae, y pese a que no se han divulgado sus especificaciones técnicas, el Gobierno de Corea del Norte ha destacado que los fabricantes de Jindallae 3 "han seguido las intenciones del Partido de desarrollar activamente productos de alta tecnología".

Dentro de los escasos detalles oficiales aportados sobre este nuevo móvil, se destaca que es "versátil y muntifuncional", y que incluye "varios tipos" de aplicaciones "necesarias para el trabajo y la vida de las personas", según ha recogido el portal NK News. La información gubernamental sobre Jindallae 3 también asegura que sus fabricantes resolvieron "todo lo relativo al desarrollo del 'smartphone' sin ninguna dificultad y siguiendo el método coreano".

MUY PARECIDO A IPHONE

Las imágenes hechas públicas por Corea del Norte muestran un 'smartphone' que guarda muchas características estéticas similares al iPhone de Apple. Así, se puede comprobar cómo varios iconos, como es el caso de los habilitados para llamadas o los mensajes, son casi idénticos al diseño de iOS. De igual modo, tanto la forma de su carcasa como la disposición de elementos como el altavoz de llamadas, las cámaras frontal y trasera, el 'flash' o los botones de volumen y encendido/suspensión son muy parecidos a los de iPhone.

 Sí se detectan cambios en el botón frontal, que no imita el circular de Apple y se decanta por un diseño ovalado que recuerda a otros terminales como los de la marca surcoreana Samsung. Las imágenes también muestran dos versiones de Jindallae 3, una negra con bordes plateados y otra blanca con bordes dorados.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Cuando los altos funcionarios visitaban una remota provincia de Tailandia siempre les recibían con un gran banquete y luego les ofrecían chicas muy jóvenes "de postre", una "tradición" extendida que ahora copa titulares de prensa.

"Es una tradición frecuente desde hace tiempo", explica a la AFP Boonyarit Nipavanit, un funcionario de distrito de la provincia pobre de Mae Hong Son, en el norte montañoso del país.

La red de tráfico de adolescentes que operaba en esta provincia, con la ayuda de funcionarios y policías, ha saltado a las portadas de los medios de todo el país, conocido por sus barrios de prostitución llenos de turistas pero donde la mayoría de la industria del sexo está orientada a los tailandeses.

"Cuando venían grupos de altos funcionarios para participar en seminarios o en viajes de trabajo había la tradición de 'tratarlos bien', lo que significa darles de comer y extenderles la colchoneta', es decir proporcionarles chicas", explica Boonyarit.

"A veces teníamos información de qué tipo de mujeres les gustaban, a veces los funcionarios preparaban a cinco o diez chicas para que un alto responsable pudiera elegir", recuerda.

Boonyarit no duda ahora en hablar libremente desde que las autoridades están investigando 41 casos de una presunta red de prostitución en la provincia dirigida por policías.

El caso salió a la luz cuando la madre de una víctima, que habló desde el anonimato y está bajo protección del gobierno en Bangkok, explicó a la prensa cómo su hija de 17 años y otras adolescentes fueron chantajeadas y forzadas a prostituirse.

Según su testimonio, algunas de las víctimas fueron tatuadas con una lechuza, un símbolo de propiedad que utilizan los traficantes.

Bajo la presión mediática, la policía arrestó a un policía acusado de traficar con chicas y acusó a otros ocho de acostarse con menores.

En la provincia de Nonthaburi, en el centro del país, cinco funcionarios fueron acusados también de haber pagado a adolescentes con dinero público durante una visita oficial a Mae Hong Son.

"Desde que saltó la noticia, muchos funcionarios se sienten aliviados porque ya no tendrán que hacerlo más", asegura Boonyarit.

Un "regalo"

Esta práctica no se limita a una sola provincia y es común en un país donde la tradición jerárquica es muy fuerte, tanto entre los funcionarios como en el sector privado, y adular al jefe es esencial para conservar su trabajo o para hacer carrera.

 "No tenemos un sistema de méritos dentro de la burocracia, tenemos que corromper a nuestros jefes", explica Lakkana Punwichai, una periodista especializada en cuestiones sociales.

Una práctica que viene "de una cultura que no considera las chicas como seres humanos sino como propiedades (.) una chica es un regalo, igual que la comida o la ropa bonita, algo que tiene precio".

En muchos casos, las víctimas tienen miedo de denunciar a hombres poderosos que controlan grandes negocios, sobre todo en zonas rurales.

Y las autoridades locales también están bajo presión para proteger a sus funcionarios, como pasó en Mae Hong Son, donde intentaron ocultar las acusaciones.

Tras el escándalo, el ministerio de Desarrollo de Tailandia ha asegurado que será "ejemplar" en la lucha contra esta práctica mientras la policía también ha prometido reforzar la represión del tráfico sexual.

La semana pasada una unidad especial de policía detuvo a tres funcionarios de la provincia de Nakhon Ratchasima, en el noreste del país, acusados de acostarse con menores, algunas de 14 años, que habían sido obligadas a prostituirse.

Sin embargo las oenegés denuncian que sólo se detenga a los proxenetas de base pero no a la jerarquía ni a los clientes.

 "La policía rescata a las chicas y detiene a los proxenetas pero nunca sigue investigando", dice Ronnasit Proeksayajiva, de la oenegé Nvader. "Nunca investigan quiénes son los clientes", lamenta.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

En la empresa china que contrata Apple para ensamblar su smatphone, los empleados se suicidan, los jefes los acosan psicológicamente y a nadie le importa

Es la empresa donde se fabrican los productos de Apple, le llaman Foxconn City y la mayoría de los componentes, ensambles y partes de un iPhone se hacen aquí. Está ubicado en el complejo de Shenzen en China, donde la mano de obra tiene un bajo costo y se realiza de forma masiva.

Justamente es eso, la gente, la que ha convertido a China en la segunda economía más grande del mundo. Solo en 2009 se tenían registrados 99 millones de trabajadores de fábricas y desde que se lanzó el iPhone, Foxconn, cuyo nombre es Taiwanese Hon Hai Precision Industry Co, Ltd, es “la leona” de las manufactureras.

Foxconn tiene una planta de 1.3 millones de personas en la nómina, es la más grande China y en el mundo, solo Walmart y McDonald´s tienen más empleados. Seguramente has escuchado de esta compañía, pues en 2010 se registraron diversos casos de trabajadores que se suicidaban, algunos por las malas condiciones de trabajo, otros en momentos de desesperación. Más de 14 personas se quitaron la vida y 20 más fueron detenidos en el intento.

Terry Gou, CEO de la llamada casa del iPhone, ha contratado consejeros y terapeutas para hablar con los trabajadores, pero las extenuantes jornadas, la presión de los gerentes y las injusticias en sus salarios han resultado en una maquinaria maldita.

El escritor y reportero de The Guardian, Brian Merchant, se coló en las instalaciones de la empresa, y escribió un extracto de lo que será su próximo libro para el diario británico, donde cuenta cómo es la vida al interior de las ciudad Foxconn, la compañía que produce el producto más vendido en todo el mundo.

Por varias semanas, Merchant entrevistó a algunos de los trabajadores de la planta, el primer testimonio que recoge es el de un chico llamado Xu, quien dice que Foxconn no es un lugar para un ser humano y que los suicidios son un problema diario que no sorprende a nadie.

El reportero pasó de testimonios donde algunos trabajadores encuentran el empleo no tan estresante, a los que necesitan mucho el dinero, los que lo critican y los que no lo soportan, pero requieren de él.

Debemos entender que la construcción de un iPhone requiere de cientos de personas para crear, diseñas y ensamblar cada uno. Un trabajador dijo que cada día, pasan por sus manos 1,700 iPhones.

Xu, uno de los testimonios asegura que la gente acepta trabajar ahí porque les prometen casa gratis, pero ya con el contrato los obligan a pagar altas sumas por agua y electricidad; que el trabajo permite que un jefe golpee o explote frente a un trabajador sin que nadie pueda inmiscuirse.

 Hace cinco años, un grupo de 150 trabajadores intentó saltar desde uno de los complejos, se quejaban de malos pagos, sin embargo, al hablar con Xu, y uno de sus amigos, creen que la culpa no es de Apple, sino de Foxconn, pero consideran que la situación no va a cambiar así que hay que resignarse.

 Brian pudo dar un recorrido por los diferentes complejos, ver donde se hace el iPhone, las extremas medidas de seguridad y tomó fotografías para llevar a cabo su libro The One Device: The Secret History of the iPhone by Brian Merchant, published by Bantam Press, que ya está en preventa.

El duro trabajo y la casi tortura psicológica no se comparan con nada de lo que hayamos visto, aunque otras empresas como Amazon también hayan sido ventiladas por problemas similares que rayan en la esclavitud.

 Apple se ha mantenido muy al margen de la situación, pero se sabe que están enterados y al parecer no han hecho nada para detener el problema.

 

 

 

 

 

 

 

Una excursión a esa pequeña tierra demandaría muchos trámites y sólo se podrá estar allí un día al año, cada 27 de mayo. Ni un minuto más. Eso sí, además deberá ser hombre, ya que las mujeres no pueden pisar esa misteriorsa isla perteneciente a Japón.

Se trata de Okinoshima, una pequeña porción de tierra alejada de la costa japonesa que en julio próximo será declarada por la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad, un título que poco interesa a sus escasos habitantes que no quieren saber nada con la popularidad de su territorio.

De 80 hectáreas, Okinoshima es una de las reservas del sintoísmo, una de las religiones más antiguas del mundo y nativa de Japón. Allí, sus monjes -cuyas creencias se transmiten a través de mitos y leyendas- son quienes fijan las pautas de civilización y quienes prohibieron la presencia de mujeres. En esta isla se practica uno de los tres santuarios de la religión: Okitsu.

Las tradiciones y los artefactos que producen en la isla son los principales motivos por los que la Unesco los declarará Patrimonio de la Humanidad. Sin embargo, la tradición de prohibir a las mujeres es la mayor crítica que reciben estos monjes. Se cree que la menstruación es la principal causa por la cual no las quieren en su tierra.

"Hay varias explicaciones para la sanción, pero algunos dicen que es porque la menstruación mancharía el santuario. Para el sintoísmo, la sangre es impureza", señaló Ryo Hashimoto a Japan Times. Pero los hombres que quieran visitar Okinoshima también serán sometidos a rituales incómodos. Al arribar, deberán desnudarse por completo y someterse a una limpieza. Sólo pueden ir un día al año -el 27 de mayo- y tienen prohibido sacar algo de la isla, incluso un simple puñado de césped. Sólo 200 personas serán elegidas de todas las que aplican para la visita.

Pero no sólo sus prohibiciones y tradiciones caracterizan a Okinoshima. Las ratas son grandes protagonistas de su vida diaria. Tanto que su población ha generado que las aves emigraran pese a la gran vegetación y arboleda que la compone. Es que además de ser un santuario para el sintoísmo, también se convirtió en uno para las ratas, que ante la pasividad de los monjes y la escasa presencia humana, la han tomado por asalto. Son ellas las que comen todo lo que las aves quisieran para sí.

A pesar de la insistencia de algunos críticos respecto a la necesidad de que algo cambie en la isla para que sea declarada Patrimonio de la Humanidad, los monjes más sabios de la religión no harán nada al respecto. "No abriríamos Okinoshima al público incluso si es inscripta en la UNESCO como patrimonio cultural porque la gente no debería visitarla por curiosidad", explicó Takayuki Ashizu. "Nada cambiará, aún si es registrado", dijo otro responsable de un Gran Santuario al diario Mainichi.

"La mística de la isla se ha mantenido porque su tradición ha sido cuidada durante muchos años. Continuaremos regulando estrictamente las visitas", agregó un oficial de santuario que no fue identificado.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Emmanuel Macron, y su mujer, que tiene 24 años más que él.

El nuevo presidente de Francia, y  la nueva primera dama, que tiene 24 años más que él.

El hombre que ha derrotado a la ultraderecha, y la mujer que lo ha hecho posible, que tiene 24 años más que él.

El jovencísimo salvador de Francia, 39 años, y su esposa, una señora de 64 años, 24 más que él.

Y así, en todos los titulares.

Brigitte Macron le saca 24 años a su esposo, el nuevo presidente francés. Y la prensa -toda la prensa- lo destaca en titulares.

¿Recuerdan algo igual con Donald Trump? ¿Recuerdan una coletilla eterna -cada vez que se nombra a Trump- tipo “…y su esposa, 24 años más joven que él”?. No, claro. Porque asumimos que un hombre mayor -muy mayor, como Trump- se empareje con una mujer joven, mucho más joven que él. Al fin y al cabo, el fin último de la especie humana -como de cualquier ser vivo, hasta la bacteria más pequeña- es perpetuarse una generación más, lo llevamos en los genes, y hombre de edad con una mujer aún fértil nos parece socialmente aceptable.

Compramos y aceptamos la pareja señor-mayor-señorita-jovencísima -al fin y al cabo, el ser humano masculino lleva haciéndolo toda la evolución- pero si invertimos el ticket pasa lo de Macron y su esposa.

Hombre de 39 y mujer de 64 nos parece, como mínimo, una extraña rareza, una singularidad que “no se destacaría si la diferencia fuera al revés”, se ha lamentado alguna vez el propio Macron. “La gente no puede aceptar algo sincero, único”

 

“Quiero acabar con la hipocresía francesa”, dijo el otro día el nuevo presidente galo. Y no sólo francesa. Porque la explicación a que parejas como estas nos sigan llamando la atención es sencilla: una mujer de 64 años ya no es una mujer completa. Ya no puede tener hijos. El fin último de la feminidad y el matrimonio.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Tiene 34 años, y en sus fotos demuestra que le gusta experimentar cosas nuevas y mostrar al mundo la belleza de su país

Al verlo, cualquiera podría pensar que es el hombre perfecto, y no está muy lejos de la realidad. Lo primero que salta a la vista es su físico, no podemos negar que es bastante atractivo, pero si a eso le agregas que es poeta, diplomático, experto en buceo, equitación y sobre todo hogareño… ¡parece un sueño!

Se trata de Sheikh Hamdan bin Mohammed bin Rashid Al Maktoum, mejor conocido como “Fazza”, quien es, nada más y nada menos que el Príncipe Heredero de Dubái y sí, también parece ser el “Rey de Instagram”.

Es el segundo hijo del Sheikh Mohammed bin Rashid Al Maktoum, vicepresidente y primer ministro de los Emiratos Arabes Unidos y Emir (gobernante) del Emirato de Dubái. Tiene 22 hermanos y en el 2008 su padre lo nombró Príncipe de la Corona, aun cuando tenía un hermano mayor, el Sheikh Rashid bin Mohammed quien murió repentinamente en 2015 a los 33 años de edad.

Pero bueno, lo importante aquí es que este treintañero se encarga de postear las imágenes de sus increíbles viajes y sus aventuras extremas, de hermosos paisajes y momentos familiares en su Instagram, donde cuenta ya con más de 5 millones de seguidores.

Al parecer le encantan las selfies, pero tampoco pierde oportunidad de compartir algunas fotos de arquitectura y lugares exóticos. Incluso, él es el creador del Hamdan International Photography Award.

 

Las fotos donde lo vemos lanzándose de una tirolesa en el edificio más alto de Dubái o disfrutando de un paseo a caballo, o explorando las profundidades del mar, son apenas una pequeña muestra de su lujosa y extravagante vida.