Mujeres que fueron espías en la guerra de Independencia de México

Jueves, 20 Septiembre 2018 22:29 Escrito por  redacción Publicado en Historias Visto 433 veces

Con gallardía y valentía, lucharon hombro a hombro con aquellos hombres que buscaron un país libre del dominio español. Destacan Luisa Martínez y Gertrudis Bocanegra

La Independencia de México fue una lucha constante en la que hombres y mujeres buscaban la libertad del país que había sido gobernado y saqueado durante 300 años por los españoles. El movimiento fue encabezado por el cura Miguel Hidalgo, en compañía de varios rebeldes como Ignacio Allende, Juan Aldama y José María Morelos, entre otros.

Esta lucha no fue únicamente de hombres, las mujeres también jugaron un papel importante dentro de este enfrentamiento. Dejando a un lado sus papeles de esposa y amas de casa, pelearon al lado de quienes lograron la Independencia de México. El sitio Zócalo de Saltillo enlista a las mujeres que fueron unas heroínas dentro de la lucha.

 

María Luisa Martínez de García Rojas (Luisa Martínez)

Esposa de Esteban García Rojas apodado "El Jaranero", ya que se dedicaba a la producción del intrumento Jarana. Ella apoyó con dinero, comida, armas, municiones, ya que tenía buena posición económica. Estuvo junto a su marido peleando hasta que en Erongarícuaro, Michoacán, perdieron la batalla y junto con los hombres fue hecha prisionera. En el cementerio del pueblo los fusilaron. Cuando le tocó su turno, gritó con todas sus fuerzas: "Como mexicana tengo el derecho de defender a mi patria". Acto seguido se desplomó abatida por las balas.

 

Gertrudis Bocanegra (La Heroína de Pátzcuaro)

Gertrudis llevaba y traía recados, cartas, armas, parque... En la etapa de resistencia de la guerrilla insurgente, Bocanegra fue enviada a Pátzcuaro con el propósito de ayudar a la toma de la ciudad por parte de los rebeldes, pero fue descubierta y hecha prisionera por el ejército real. Sometida a tortura para que delatara a otros participantes de la guerrilla, esta mujer se negó siempre a dar información a los españoles. Finalmente fue enjuiciada y encontrada culpable de traición.

Fue sentenciada a muerte, que se cumplió el 11 de octubre de 1817, en la misma villa de Pátzcuaro donde nació.

 

 Altagracia Mercado

Heroína de Huichapan, Hidalgo. De su propio dinero armó un pequeño ejército en cuanto se enteró de la lucha por la independencia. Se puso a la cabeza y dio la pelea a los realistas. En un encuentro desafortunado perdió el combate y cuando se dio cuenta sólo quedaba ella en pie. Sin demostrar temor, siguió peleando hasta que la capturó el enemigo. Su valor causó mucha admiración a los jefes españoles y como la costumbre era no tomar prisioneros sino fusilarlos, ordenó el coronel que los comandaba que la dejaran en libertad diciendo: "Mujeres como ella no deben morir".

 

Leona Vicario

Financiaba con su propia fortuna la insurgencia. Hacía la labor de cartero de los insurrectos, a los que servía como espía en la Ciudad de México, junto con otras personas de una organización secreta llamada Los Guadalupes, hasta que fue puesta presa el 13 de enero de 1813, al ser descubierta su participación en las conjuras independentistas.

 

Josefa Ortiz de Domínguez

Fue una de las conspiradoras en Querétaro. Después de la planificación, los rebeldes estaban listos para levantarse en armas el primero de octubre de 1810. Sin embargo, el 13 de septiembre fueron descubiertos por un infiltrado, que informó a las autoridades del virreinato de las actividades del grupo literario de Querétaro. El corregidor Miguel Domínguez fue obligado a conducir un cateo en las casas de la ciudad, con el propósito de capturar a los líderes insurgentes. Para protegerla, encerró a la corregidora en un cuarto bajo llave.

Josefa Ortiz de Domínguez, conocida como "la corregidora" pudo advertir al cura Don Miguel Hidalgo y Costilla, haciendo sonar uno de sus zapatos contra el suelo, el alcalde Don Ignacio Pérez escuchó el llamado y bajo mandato de ella, advirtió al cura que la conspiración había sido descubierta. Fue por ello que el párroco convocó al pueblo a levantarse en armas la madrugada del 16 de septiembre de 1810.

Fue condenada a recluirse en el convento de Belén de las Mochas, de la Ciudad de México. En mayo de 1813, tres insurgentes disfrazados de oficiales del ejército virreinal la ayudaron a escapar rumbo a Tlalpujahua, Michoacán, donde finalmente contrajo matrimonio con Andrés Quintana Roo.

 

 María Ignacia Rodríguez de Velasco de Osorio Barba y Bello Pereyra

Mejor conocida como "la Güera Rodríguez", fue una criolla que figuró en la sociedad colonial mexicana por su belleza y riqueza, además de brindar su apoyo al enfrentamiento. Es considerada como un personaje emblemático de la Independencia, al mantener una relación amorosa con Agustín de Iturbide e impulsarlo a que llevara a cabo la libertad mexicana. Se casó en tres ocasiones y fue "novia" de personajes como Simón Bolívar y Alexander Von Humboldt. Fue enjuiciada por la Inquisición acusada de rebelde y adultera, pero se defendió tan bien que fue absuelta por falta de pruebas. “La Güera Rodríguez” fue una trasgresora de los deberes de las mujeres de su tiempo, una feminista de élite.

 

 

 

Modificado por última vez en Jueves, 20 Septiembre 2018 22:40